Religiones antiguas

Publicado en por paheba

RELIGIONES ANTIGUAS
EN MOLDES MODERNOS

Los caldeos dividieron el año en doce meses, cada uno de los cuales era presidido por un ángel. La Iglesia cambió los nombres e hizo que un santo presida cada día.
Los Divi, o dioses romanos inferiores, hacían milagros y se erigían altares en su honor, ante los cuales se mantenían luces continuamente encendidas; sus reliquias eran adoradas; se formaban conventos de hombres y mujeres religiosos, bajo el nombre de Divos o dioses inferiores, como los quirinales (por Quirino o Rómulo), los marcianos (por Marte) y los vulcanos (por Vulcano), tal como hoy existen los franciscanos, los agustinos y los dominicos (por San Francisco, San Agustín y Santo Domingo).
Los Divi romanos eran patrones de diversas profesiones: Neptuno. de los marineros; Pan, de los pastores; Palas, de los maridos; y Diana, de los cazadores. En la actualidad, tenemos a San Nicolás, para los marineros; San Juan Bautista, para los maridos, Santa Magdalena, para las cortesanas, etc. Los Santos mtambién recibieron las características de los Divi a Moisés se le atribuyeron los dos perros de Júpiter Ammon', y a San Pedro, las llaves de Jano. La Iglesia también canonizó a muchos dioses de la antigüedad: Baco, el dios del vino, fue bautizado con el nombre de San Baco (o Bacchus), y Brigit, la diosa de los druidas, pasó a ser Santa Brígida, patrona de Irlanda. El culto a la Virgen María es igual al que fue tributado a Isis, y a la Mariana de los hindúes. Comparemos las letanías de esos dos pueblos, consagradas al elemento femenino de la Divinidad, con la letanía de la Virgen María, perteneciente a los católicos, e incluso con la de los protestantes. Los antiguos hindúes adoraban a Dios a través de su manifestación femenina, del mismo modo que adoraban a la mujer, atribuyéndole todos los dones divinos; para mantener la adoración y el respeto hacia ella, sus sacerdotes formulaban en sus oraciones una letanía que invoca al elemento femenino, el cual es indispensable para la conservación de la vida, la salud y la felicidad,
El Ritual hindú reza así:
Santa Mariana, madre de la felicidad perpetua.
Madre del Dios hombre encamado.
Madre de Krishna.
Madre Eterna Virgen.
Madre purísima.
Virgen castísima.
Madre siempre pura.
Virgen Trígama.
Espejo de la Consciencia Suprema.
Madre sapientísima.
Virgen del loto blanco,
Matriz áurea.
Luz Celeste.
Reina de los Cielos y de la Tierra.
Alma Madre de todos ios seres.
Virgen concebida sin mancha de pecado.
Esta es la letanía de los hindúes cuando invocan el poder femenino de la divinidad en la materia, endiosada en la mujer. A su vez, los sacerdotes de Egipto invocaban al elemento femenino con esta otra letanía:
Santa Isis.
Madre universal.
Madre de los Dioses.
Madre de Horus.
Alma madre del Universo.
Sagrada Virgen Tierra.
Madre de toda virtud.
Ilustre Isis misericordiosa y justa.
Espejo de Justicia y Verdad.
Misteriosa madre del Hombre.
Loto sagrado.
Sístro áureo.
Astarté.
Reina de los Cielos y de la Tierra.
Virgen madre.
No es necesario que transcribamos aquí la letanía de la Santísima Virgen María, pues es una copia exacta de las precedentes. Esto nos demuestra que los antiguos sabían que de Ella emanaban las energías y la juventud que dan al Hombre la inmortalidad: pues no es algo del cuerpo sino del alma que Ella sea la puerta del Cíelo, consoladora de los afligidos y curadora de los enfermos. El parto (la creación de un ser) era un Misterio incompren sible y atribuido directamente a Dios. Isis es la MADRE VIRGEN
porque, como Naturaleza, es fecundada por el Rayo Solar Divino y. por esa razón, concibe a su hijo sin perder su virginidad. El lirio en la mano de la Virgen María es el loto sagrado de Isis, que fue consagrado a Ella. El mes de mayo era consagrado a Isis, pues era el despertar de la primavera; en la actualidad, el mes de mayo es consagrado a la Virgen María.
La Luna, símbolo de la estación lunar de la mujer, es la Reina del Cielo. Isis se halla coronada con la Luna, y la Virgen María pisa a la Luna. La primera figura es la Luna Nueva y la segunda es el Cuarto Menguante; esto significa que, antes de ser fecundada por el Espíritu, estaba coronada por una media
Luna, pero después ya fue coronada con el Sol y poniendo su pie sobre la Luna.
Los budistas del Tíbet celebraban la fiesta de Todos los Santos el día 1° de noviembre, y el día de los difuntos el 2 de noviembre. Esa noche se efectuaba, en el Colegio de los Magos, una convocatoria solemne y muchos de ellos se ponían en con tacto CONSCIENTE con quienes habían pasado al NUEVO ESTADO durante los doce meses anteriores. Todos los pueblos de la antigüedad consideraban día sa
grado al 25 de diciembre. los cristianos fijaron ese día como el del nacimiento de Jesús para atraer hacia el cristianismo a los diferentes pueblos que festejaban el natalicio del Sol. asi como el día domingo fue consagrado como día del Señor para no ahuyentar a «LOS PUEBLOS PAGANOS». Se trata del «día del Señor Sol», equivalente a Baal en Caldea, a Osiris en Egipto y a Adonis en Fenicia. La Religión está hecha para el hombre, no el hombre para la religión. La religión tampoco es para un día especial: es para todos los minutos del día y de la semana. El objetivo de la religión es mantener EL FUEGO SAGRADO ARDIENDO SIEMPRE. La Vestal tiene esta obligación. EL DIOS VIVO ESTA EN EL TEMPLO DEL CUERPO COMO FUEGO Y LUZ EN EL SEXO Y NUNCA SE DEBE PERMITIR QUE ESE FUEGO SE APAGUE; EN ESE FUEGO Y EN ESA LUZ SE HALLAN LA VIDA Y LA MUERTE, LA GENERACIÓN Y LA REGENERACIÓN, Y TODO LO QUE ERA. TODO LO QUE ES Y TODO LO QUE SERA. «BUSCAD EL REINO DE DIOS Y SU JUSTO USO, Y TODO LO DEMÁS OS SERA DADO POR AÑADIDURA. Y EL REINO DE DIOS ESTA DENTRO DE VOSOTROS MISMOS.» Quien encuentra al FUEGO SAGRADO puede conocer a Dios dentro de sí mismo, dentro de su propio cuerpo, que es el Templo del Dios vivo.

Comentar este post